Cadena perpetua enfrentan familiares de Maduro detenidos por narcotráfico

Cadena perpetua enfrentan familiares de Maduro detenidos por narcotráfico

Los dos familiares del presidente venezolano, Nicolás Maduro, enfrentarán una condena de cadena perpetua luego de haber sido acusados por un gran jurado neoyorquino bajo el cargo de conspiración para introducir cocaína a Estados Unidos.

Este es paso previo a la comparecencia ante el juez federal James L. Cott, según confirmó la Fiscalía del distrito sur de Nueva York.

Fue el fiscal del caso, Preet Bharara, quien comentó que “la pena en el escrito de imputación conlleva como máximo una condena de cadena perpetua”.

Los dos familiares del mandatario Maduro fueron identificados como Campo Flores, de 29 años, fue criado por la esposa del presidente venezolano, Cilia Flores, quien es también tía del otro detenido, Francisco Flores de Freitas.

La oposición venezolana ha pedido explicaciones al Gobierno y la creación de una comisión investigadora, mientras que organizaciones de exiliados venezolanos en Miami han señalado que el caso confirma que Venezuela es un “narcoestado”.

La Casa Blanca, por medio del portavoz Josh Earnest, indicó este jueves que dos personas fueron detenidas en Haití acusadas de “conspirar para llevar una cantidad importante de cocaína a Estados Unidos”, pero dijo no poder confirmar si se trata del ahijado y un sobrino del presidente de Venezuela.

Maduro, quien se encuentra en Ginebra junto a su esposa, denunció este jueves ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU que su país ha sufrido durante las últimas dos décadas un “acoso permanente” de Estados Unidos.

En su cuenta de Twitter Maduro escribió un mensaje en el que dijo que Venezuela seguirá “su camino” pese a lo que consideró “emboscadas imperiales”.

Los dos familiares de Maduro viajaron a Haití en una avioneta con matrícula venezolana y tenían pasaportes diplomáticos, de acuerdo con esos medios de prensa estadounidenses.

Esas primeras informaciones señalaron que los venezolanos contactaron en octubre pasado con un informante confidencial de la DEA, en Honduras, y le pidieron ayuda para pasar 800 kilogramos de cocaína a través de la isla de Roatán (Honduras).

En el comunicado hecho público este jueves por la Fiscalía se señala que ambos conspiraron junto a otras personas para introducir en Estados Unidos al menos cinco kilos de droga.

El caso de los familiares de Maduro llega en un momento en el que hay varias investigaciones abiertas en Estados Unidos sobre presuntas actividades del narcotráfico y lavado de dinero por parte de la cúpula militar venezolana, la policía y funcionarios del Gobierno.

La plataforma opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) pidió este jueves a la Asamblea Nacional designar una comisión que “vaya a EE. UU. a investigar lo que ha ocurrido e incluso, si es preciso, a ver que necesidades tienen esos connacionales”.

Según dijo el secretario ejecutivo de la alianza de partidos opositores, Jesús Torrealba, “hay que investigar el uso de pasaportes diplomáticos, de quién es esa aeronave”. En el mismo sentido se pronunció en Twitter el actual gobernador del céntrico estado Miranda, el opositor Henrique Capriles.

Para la organización Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (Veppex), Venezuela se ha convertido en un “narcoestado que utiliza el poder de sus instituciones y a sus funcionarios para traficar con drogas hacia América Latina y el mundo”.

Según Veppex, la detención de los dos familiares de Maduro demuestra la “participación” del presidente de laAsamblea, Diosdado Cabello y del gobernador del estado Aragua, Tareck El Aissami en el “tráfico de drogas”, como “miembros y jefes principales del Cartel de los Soles”.

Categories: Mundo

About Author

Write a Comment

Your e-mail address will not be published.
Required fields are marked*